11 enero 2013 Tenis

David-Ferrer

David Ferrer continúa demostrando que ha empezado la temporada con buenas sensaciones y ya se ha metido en su primera final del año. Será en Auckland, torneo de categoría ATP 250 que el alicantino ha ganado en las dos últimas ediciones, y tendrá como rival a Philipp Kohlschreiber, un rival con el que tiene un face to face bastante positivo.

En cualquier caso ya sabemos que ese balance de victorias/derrotas no es más que una simple estadística y sino solo hay que mirar la semifinal que David Ferrer jugaba ante Gael Monfils con el que había perdido en sus tres enfrentamientos previos. En Auckland todo fue distinto y el español acabó ganando por 6-1 y 6-2 en menos de una hora de juego.


Aunque Monfils es un jugador muy peligroso, el galo no atraviesa su mejor momento ya que está recuperándose de una lesión que le apartó del circuito en la recta final de la pasada temporada. Por contra Ferrer está atravesando los mejores momentos de su carrera así que se deshizo de Monfils en 54 minutos en un partido que no tuvo historia:

Para mí es mejor haber ganado en dos sets y poder descansar para mañana. Kohlschreiber juega muy rápido y plano y es muy poderoso al saque

así valoraba Ferrer tanto la semifinal como la final en la que se enfrentará a Kohlschreiber. El tenista alemán consiguió su billete a la final derrotando a Sam Querrey por 6-4 y 7-6(2) en un partido más ajustado que la primera semifinal.

En el face to face entre los dos finalistas, Ferrer domina con 6 victorias por solo 3 derrotas. Además, hay dos datos que refuerzan la condición de favorito del español. El primero es que no ha perdido ante Kohlschreiber en las últimas cuatro ocasiones en las que se han enfrentado y el segundo que ya le ha derrotado en este mismo torneo en dos ocasiones pero como decíamos antes…esto son solo estadísticas.

Vía | ATP

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *