4 agosto 2013 Baloncesto

cabezascajalaboral

El Baloncesto Fuenlabrada ha hecho oficial la incorporación del base malagueño Carlos Cabezas, que se encontraba sin equipo tras desvincularse del Caja Laboral a medidados de la temporada pasada debido a desavenencias con el cuerpo técnico Baskonista.

El nuevo timonel del cuadro madrileño cuenta con 33 años y mide 186 centímetros, pero siguen quedando en él todos los fundamentos que le hicieron campéon del mundo y de Europa con la selección española.

Parte imprescindible de una de las mejores épocas del Unicaja de Málaga, donde se convirtió en campeón de Liga ACB y Copa del Rey entre 2005 y 2006, Cabezas abandonó el cuadro cajista con dirección al Khimki ruso, perdiendo poco a poco la internacionalidad.

Esta salida progresiva de la selección española no indica que el rendimiento del jugador andaluz cayera en picado. Así, tras su vuelta a España rindió a buen nivel en el CAI Zaragoza, saliendo este último año del cuadro rojillo con dirección a Vitoria para enrolarse en las filas del Baskonia como sustituto de un Pablo Prigioni que emprendía su aventura hacia la NBA.

Sin embargo, los problemas de entendimiento con Ivanovic primero y con Tabak después relegaron a Cabezas a un pobre lugar en la rotación situandole como tercer base tras Heurtel y Cook. Tras conseguir la rescición del contrato que le unía con el club de Josean Querejeta, Cabezas se mantuvo a la espera de un proyecto adecuado para su situación deportiva alejado de los rumores que le colocaban a mitad de temporada en equipos con necesidades.

De esta manera, el Fuenlabrada se hace con los servicios de un base experimentado, historia viva de la ACB, del que se espera que supla con garantías la marcha de Quino Colom al Estudiantes.

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 4 agosto 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *