29 marzo 2017 Fútbol

Deulofeu fue el protagonista del Francia  España

La selección española de fútbol ha jugado dos partidos en estos días. El primero, uno de carácter oficial ante Israel que terminó con una clara victoria por 4-1, de modo que España se mantiene al frente de su grupo de clasificación para el Mundial de Rusia 2018. El segundo, uno de carácter amistoso ante Francia que también terminó con victoria y en el que el protagonista fue Gerard Deulofeu.

El futbolista nacido en Gerona hace 23 años debutaba con la selección española al saltar al campo en el minuto 67 de partido, para eclipsar a otros jugadores sobre los que estaba el foco, como era el caso del delantero francés Mbappe. Deulofeu forzó el penalty con el que Silva adelantó a España y luego remató a gol una asistencia de Jordi Alba para hacer el 2-0. Todo en un margen de diez minutos.

Así que, con permiso del vídeo arbitraje que corrigió al árbitro Felix Zwayer en todas las jugadas cruciales (de no ser por el VAR el resultado habría sido bien diferente), Deulofeu fue la estrella del partido. Nadie olvida su debut con la selección española, menos todavía si es un debut soñado, así que Deulofeu no olvidará el estadio de Saint Denis y la ciudad de París fácilmente.

Pero antes de pensar en París como la posible cuna del nuevo resurgir de este jugador que tanto prometía en categorías inferiores, tenemos que poner nuestras miras en otra ciudad: Milán. Su llegada a Italia para jugar en el equipo rossoneri le dio a Deulofeu una nueva dosis de confianza, aprovechando bien los minutos que le dio Montella (el técnico italiano se deshace en elogios cada vez que le preguntan por él) y despertando así el interés de Lopetegui, un técnico que lo conoce bastante bien pues ya lo ha tratado en las categorías inferiores de la selección y que arriesgaba con su convocatoria.

Milán, a donde llegó cedido por el Everton, podría ser su casa porque el equipo italiano estaría dispuesto en estos momentos a hacerse con el jugador en propiedad. El equipo inglés no pondría pegas en ello, y menos si Ronald Koeman, con el que Deulo prácticamente no tienen relación, sigue como entrenador, por lo que la clave de todo la tiene ahora el Barça: ¿comprar a Deulofeu por 12 millones o perderlo?

¿Volverá por sus fueros Deulo y será el jugador que se esperaba, o bien París fue un espejismo? Lo seguiremos viendo en Milán, quien sabe si pronto para tomar un avión de vuelta a casa.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *