24 marzo 2008 Fútbol, Noticias, Opinión

man_united.jpg
Los resultados obtenidos en los dos partidos estrella de este domingo, dejan a los reds en muy buena posición para llevarse la Premier por segunda temporada consecutiva. Su incuestionable victoria ante el Liverpool por 3-0, unida a la derrota del Arsenal en Stamford Bridge ante el Chelsea por 2-1, deja a los hombres de Ferguson con cinco puntos de ventaja sobre el Chelsea, ahora segundo, y seis sobre el Arsenal que ha dado un tremendo bajón en las últimas jornadas que le ha llevado de líder destacado al tercer puesto.

El Manchester no tuvo rival en el Liverpool de Rafa Benitez. Los superaron completamente todo el partido, y cuando, a punto de finalizar el primer tiempo (ya con 1-0 en contra), Mascherano dejó con diez jugadores a los reds, inconcebible que un jugador busque la expulsión de ese modo, con continuas e inútiles protestas ante el árbitro, dejaron visto para sentencia el partido. Sólo había que sentarse y esperar a que cayeran más goles en la portería de Reina, finalmente “sólo” fueron dos. Al Liverpool todavía le falta mucho para poder pelear por la liga con los otros tres colosos. Un buen portero, un omnipresente Gerrard y un crack como Torres, no son suficientes para plantarles cara a ninguno de los otros tres en una temporada de 38 partidos.

Por su parte el Chelsea se vuelve enganchar a la lucha por la liga. A base de fe consiguió darle la vuelta al partido que disputaron ante el Arsenal, con un Drogbá soberbio que anotó los dos goles que voltearon el partido ante unos cañoneros que desde la tremenda lesión de Eduardo y la exhibicación ante el Milán en San Siro no son ni una sombra de lo habián demostrado hasta entonces. Se enredaron con cuatro empates consecutivos y la derrota de ayer pudo suponer su puntilla en la liga. Su clavo ardiendo es que aún tienen que jugar ante el Manchester United en Old Trafford y que en la última jornada se verán las caras en Stamford Bridge Chelsea y Manchester.

Lo único claro es que todavía quedan unas emocionantes jornadas hasta el final de liga, mezcladas, además, con partidos de Champions (siguen los tres en esta competición), lo que puede suponer cambios importantes en la moral y en la forma de los equipos según se produzcan los resultados.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *