15 mayo 2015 Fútbol

Emery celebra con sus jugadores un gol del Sevilla

El fútbol español tendrá un representante en la final de la Liga de Campeones, el Barcelona, y tendrá también un representante en la final de la Europa League, el Sevilla. El conjunto andaluz repite por segundo año consecutivo y buscará su cuarto título en esta competición ante el Dnipro ucraniano, la gran revelación del torneo y que ha dejado fuera de la final al Nápoles.

El Sevilla llegaba a la vuelta con la buena renta conseguida en casa, 3-0, lo que hacía que su partido ante la Fiorentina en tierras italianas no fuera dramático. Además, pronto iba a poner las cosas más de su parte todavía, con los goles de Bacca y de Carriço durante la primera mitad para finiquitar definitivamente al conjunto de Vincenzo Montella.

De este modo, con un global de 5-0, el Sevilla apeó a uno de los equipos italianos. El Dnipro apeó al otro, el Nápoles, en una eliminatoria con desenlace sorprendente y que ha roto todas las apuestas. El 1-1 que lograron en San Paolo lo defendieron muy bien y, además, en el minuto 58, el delantero Yevhen Seleznyov lograba el tanto de la victoria asegurando el pase de su equipo a la final.

Así pues, en Varsovia se medirán Sevilla y Dnipro Dnipropetrovsk. Será una final inédita ya que mientras el Sevilla se clasifica por cuarta vez en su historia, y las otras tres se saldaron con victoria, el Dnipro nunca había llegado a estas alturas de la competición. El miércoles 27 de mayo sabremos si el himno sevillista vuelve a sonar con fuerza por toda Europa.

Vía | UEFA

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *