27 noviembre 2014 Ciclismo

El kazajo Fedosseyev ha dado positivo por anabolizantes

Lo del Astana empieza a tomar ya tintes tragicómicos, o sea, que uno no sabe si ponerse a llorar con todo lo que está ocurriendo o si ponerse a reír. Y es que, gracias ahora a Artur Fedosseyev, ya vamos por el quinto ciclista que da positivo por dopaje en el seno de este equipo, y cuyo positivo se conoce en estas últimas fechas del año, cuando se discute si darle o no licencia World Tour.

Fedosseyev pertenece al equipo Astana de categoría Continental, al igual que sus compañeros Ilya Davidenok y Victor Okishev. Como ellos, es un joven ciclista kazajo de tan sólo 20 años, también con un futuro prometedor, de los que iba a dar el salto al profesionalismo. En definitiva, uno de los representantes de esa nueva generación que, según dicen, viene limpia y con otros valores.

Pero se ve que no todos son así. Fedosseyev pitó por esteroides en un control realizado durante el Tour de l’Ain, carrera en la que el ciclista tuvo un papel destacado y fue el tercer mejor joven en la general. Antes de esto el joven ciclista hacía un buen papel en los campeonatos nacionales de su país, donde terminaría en décimo lugar en la prueba en ruta.

Después de l’Ain, celebrada en agosto, participaría en el Tour del Porvenir con la selección kazaja, en el GP Industria e Commercio di Prato, en septiembre, y en el Tour of Almaty, la carrera kazaja que se celebra en octubre. En estas últimas dos carreras fue precisamente compañero de Vincenzo Nibali, el ganador del último Tour y que declaraba no ser capaz siquiera de ponerle cara a los compañeros de su equipo que han dado positivo, pues ni suelen correr con él ni entrenan con él.

Siempre que la muestra B no le salve, a Fedosseyev le caerá una sanción de dos años, un par de ladrillos más a la balanza para el ‘No’ a que Astana tenga licencia World Tour por su dejadez en las políticas anti dopaje. Quizá sólo haya que echar un vistazo al historial para darse cuenta de por qué son así en Astana, tan libertinos en estas cuestiones.

Foto | Wikimedia Commons – Benoit Prierur

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *