28 marzo 2010 Fútbol

Ibrahimovic recibe los abrazos de sus compañeros tras marcarle al Mallorca

Casi de rebote, Zlatan Ibrahimovic resolvió otro partido atascado para el Barcelona. Guardiola salió al Ono Estadi pensando más en el Arsenal que en las 12 victorias de 13 posibles del Mallorca como local, y casi paga caro el reservar a Messi y Xavi. Porque el Mallorca mereció adelantarse por dos veces durante la primera parte, pero se encontró con la madera. El que marcó primero fue el Barça, pero el gol de Pedro estuvo bien anulado. Pep tuvo que tirar de los cracks del banquillo en la segunda mitad para cambiar el signo del partido.

Y aunque poco aportaron Messi, que entró sustituyendo a un Iniesta lesionado, y Xavi, al menos el centrocampista catalán participó sacando el corner en el que Ibrahimovic lograría el único tanto del partido. Adúriz empató, pero la jugada estaba bien anulada por fuera de juego y el gol no subió al marcador, así que el partido terminó así. Con un fútbol discreto, pero en un campo difícil, el Barça vuelve a dormir como líder a espera que pase en el derby madrileño.


El fin de la primera parte en Zaragoza trajo muy malas noticias para el Valencia. Antes de irse a vestuarios, y tras un partido muy igualado, los de Émery se encontraron con un gol en contra, golazo de Diogo, y con la expulsión por doble amarilla de Zigic, el sustituto de Villa que se perdía el partido por lesión. Por si fuera poco, la segunda parte empezó con una clara ocasión marrada por Joaquín, y por una jugada cuanto menos extraña: un linier que señala penalty y un árbitro que lo pita y luego termina señalando saque de puerta.

Por cierto que ni era puerta, ni mucho menos penalty, y sí era penalty una infracción no señalada sobre Suazo en la primera mitad. El caso es que el Zaragoza se encontró con el segundo gol, obra de Arizmendi, y noqueó completamente al tercer clasificado, cerrando el 3-0 con un remate afortunado de Jarosik tras un saque de esquina. Un triunfo muy importante para los maños, a los que los fichajes les han dado un nuevo aire, un pasito importante para la salvación.

La victoria zaragozista supone un palo para las aspiraciones del Tenerife, que sacó un puntito en Málaga y que sigue sin conocer la victoria fuera de casa. Los chicharreros llevaron el peso del partido, pero un error en defensa les costó el verse por detrás en el marcador tras el gol de Apoño al inicio de la segunda mitad, los mejores minutos del Málaga. Un penalty que tuvo que ver el linier a falta de cinco minutos para el final premió la insistencia de los de Oltra. Alfaro lo anotó y colocó las tablas finales.

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 28 marzo 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *