15 abril 2016 Tenis

Nadal a semifinales en Montecarlo

Rafa Nadal derrotó sin problemas al suizo Stanislas Wawrinka (4) este viernes en el Rolex Masters clasificando a semifinales del torneo que ha ganado en ocho ocasiones. Además el balear intenta en Montecarlo volver a ganar un Masters 1000 – algo que no logra desde el 2014 –

En semifinales el rival del ex número uno del mundo será el escocés Andy Murray (2) que pasó perdiendo apenas dos juegos con el canadiense Milos Raonic (10) y revivirá con Rafa por tercera vez una semifinal en el Principado.

Esta vez no hubo mayores dramas. A diferencia del duelo ante Dominik Thiem, las cosas se le facilitaron enormemente a Rafa dada la gran inestabilidad de Stan Wawrinka, un tenista que puede un día tumbarse a cualquiera en el circuito y otros convertirse en una máquina de errores. Hoy presentó la segunda faceta.

Fallos tras fallos con el revés y la derecha, fueron aprovechados por Rafa a partir del segundo juego del primer set. Con la convicción de sentirse superior desde la línea de base, al balear le bastó mover a su rival y buscar alargar los puntos en espera de la desesperación de Wawrinka, que terminaba por lo general echándola fuera o a la red. Además las veces que el suizo intentó variar subiendo a la red encontró a quizás uno de los mejores pasadores de todos los tiempos. Sin mayor oposición Rafa gana el apertura 6-1.

Wawrinka, molesto consigo mismo – rompió una raqueta – y con el juez, fue silbado por el público y eso pareció motivarlo a intentar siquiera borrar la paupérrima imagen del primer set. El partido se hizo algo más parejo pero Rafa lucía siempre más consistente, errando menos y asegurando los tiros esperando la oportunidad para atacar con su derecha. El manacorí se apoderó del servicio de Wawrinka, pestañeó y perdió el saque por primera vez en el partido pero de inmediato apretó el acelerador para no alargar más el pleito, vuelve a romper y a continuación cierra por 6-4 en 77 minutos.

Murray a semifinales en Montecarlo

En el primer partido de cuartos de final, Andy Murray tuvo por fin un partido cómodo en la semana tras ganar los primeros dos en el máximo de sets ante Herbert y Paire. Su rival, Milos Raonic no dió la talla esta vez y tuvo un muy flojo partido. El canadiense sin servicio – no metió un solo as y metió solo un 48% de primeros – fue fácil presa para el escocés. Se habían enfrentado en el Abierto de Australia y allí Raonic había exprimido hasta el cansancio al número dos del mundo, pero de eso no hubo ni una sombra. Murray solo necesitó manejarse con criterio desde el fondo de la pista y ganó doce de catorce juegos para imponerse con autoridad 6-2 6-0 en 66 minutos.

Vía y Foto | Montecarlo

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *