17 junio 2009 Pádel

juan_bela.jpg

Se perdieron las finales de Granada y Madrid y las malas lenguas comenzaron a especular. Se habló de baja forma, de poca continuidad e incluso de relevo generacional con la aparición de la sensacional pareja Mieres-Lima. Sin embargo, tendrá que aguantarse un poco más, Juan y Bela siguen donde estaban y no piensan moverse.

Esta imparable pareja festejó el triunfo como si fuera el primero. Juan y Bela están acostumbrados a la presión de los que van en cabeza, cada vez que pierden o no revalidan título los críticos hablan de fracaso o declive. Nadal, por ejemplo, tiene muy reciente esa sensación con la pasada edición de Roland Garros. Sin embargo, como también hace Rafa, los números 1 demostraron porque lo son y se proclamaron campeones en el Real Club de Polo de Barcelona.

Por otra parte, cabe destacara que el partido no fue lo que las gradas esperaban. Los líderes indiscutibles del mundo del pádel contra la pareja sensación del momento, un duelo muy esperado que tenía a todas las tribunas expectantes. Al final 6/4 y 6/2, sin demasiados fuegos artificiales. Está claro que ambas parejas habían dado todo lo que tenían en unas semifinales de infarto que si colmaron con creces la necesidad de buen juego de un respetable que no falló en ningún momento.

Así pues, Juan y Bela siguen mostrando un juego y unos resultados inapelables. Incluso con pocas horas de entrenamiento a sus espaldas logran lo que otros simplemente sueñan. Hay quien nació para esto, no me cabe la menor duda.

Vía | XPadel

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 17 junio 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *