27 marzo 2017 Fútbol Sala

Rafael: el jugador total
En un deporte como el fútbol sala donde la técnica y la táctica son tan depuradas, es muy difícil encontrar jugadores que destaquen más allá de su posición natural dentro del terreno de juego. Aunque este no es el caso de Rafael Brança Bezerra.

El brasileño es uno de los jugadores más completos que tienen lugar actualmente dentro de este deporte. A pesar de que su labor principal sea la de cierre, Rafael posee enormes cualidades como atacante. No es extraño verle desbaratar una jugada de peligro del equipo rival, para posteriormente ser él el encargado de anotar el tanto en la portería contraria. Su enorme potencial físico le permite desenvolverse con enorme facilidad en esa vorágine de transiciones defensa-ataque que se suceden una y otra a lo largo de un partido de futsal.

Pero Rafael no es solo calidad y despliegue físico, sino que también es carácter. Un auténtico líder dentro y fuera de la cancha, lo que le permite ser uno de los referentes y pesos pesados del vestuario.

Su compromiso, talento y entrega, además de esa capacidad para aparecer en los momentos clave y que solo los más grandes tienen, le han llevado a ser pilar básico y pieza clave de equipos como Inter Movistar o la selección de Brasil.

“Rafa es para mí el mejor jugador del mundo. El mejor al que he visto jugar”
. Estos elogios fueron dedicados a Rafael por parte de su compañero de fatigas en el conjunto interista Ricardinho (el que para muchos es a día de hoy el mejor jugador del mundo en esta disciplina), tras conquistar la décima liga para Inter Movistar.

En definitiva, se puede decir que Rafael es ese “jugador total” que todo entrenador desea tener, pero que muy pocos logran contar con él en sus plantillas, desgraciadamente. Un hombre que a pesar de no haber tenido suerte con las lesiones, siempre ha sabido levantarse y volver para ofrecernos su mejor versión.

Foto| Marca

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *