Varios equipos de Segunda B descienden por impagos

Varios equipos de Segunda B descienden por impagos

Escrito por: Javi    1 julio 2011     Comentario     3 minutos

La situación del fútbol español es muy preocupante. Sí, Barcelona y Real Madrid son dos de los equipos más poderosos del mundo y que más dinero mueven, pero hasta ahí. En Primera División, encontramos equipos con deudas astronómicas, cifras mareantes. En Segunda División, casi la mitad de los equipos está en ley concursal para regularizar […]

La situación del fútbol español es muy preocupante. Sí, Barcelona y Real Madrid son dos de los equipos más poderosos del mundo y que más dinero mueven, pero hasta ahí. En Primera División, encontramos equipos con deudas astronómicas, cifras mareantes. En Segunda División, casi la mitad de los equipos está en ley concursal para regularizar su situación y tener contentos a sus acreedores, y en Segunda División B, los impagos están a la orden del día.

Cada 30 de junio, termina el plazo para ponerse el día y solucionar las denuncias ante la AFE, y el equipo que no pueda, pierde la categoría. Por esta situación han pasado esta temporada hasta 12 equipos de Segunda B. Cinco ya habían descendido deportivamente, Benidorm, Cerro Reyes, Unión Estepona, Jumilla y La Muela, y otros siete completan la nómina de descensos: Alicante, Castellón, Cultural Leonesa, Poli Ejido, Palencia, Rayo B y Universidad de Las Palmas.


En la lista encontramos equipos que hace poco estuvieron en Segunda División, como el Alicante o el Poli Ejido, e históricos como el Castellón o la Cultural Leonesa. No deja de ser curioso que descienda el filial del Rayo Vallecano por impagos, y que el equipo A suba a Primera División, y hay que señalar que el Palencia podría ser todavía equipo de Segunda B, pues está a la espera de que se le avale un pagaré y que se haga oficial la retirada de algunas denuncias.

Otros equipos han sido un poco más rápidos y han conseguido liquidar sus deudas antes de que venza el plazo, o convencer a los jugadores de que retiren sus denuncias, que es la práctica más habitual. Equipos como el Deportivo Alavés, el Cádiz, el Jaén o el Ceuta han conseguido resolver su situación y continuarán en la categoría, sufriendo, como todos, pero menos que a los que les ha tocado bajar. Y estos cuatro equipos que he dicho, son solamente cuatro ejemplos.

Quedan por tanto siete, o seis como mínimo, plazas libres en la Segunda División B a rellenar. Los equipos que la quieran, tendrán que depositar una cantidad importante de dinero para que el total cubra la deuda de los equipos descendidos. Se habla de que esa cantidad sería de 400 mil euros, mucho dinero para un equipo de Tercera División. Tudelano o Las Palmas B, dos equipos que por derecho les tocaría ocupar una de esas plazas, ya han dejado claro que esas cantidades son inalcanzables dentro de sus presupuestos.

En fin, veremos como se resuelve una situación que sigue en caída libre, cuesta abajo y sin frenos, como se suele decir. El tema de los impagos es desgraciadamente noticia cada vez más y ya no sólo entre los equipos modestos, por lo que necesita reconvertir el modelo, cambiar este sistema que ya ha demostrado que no funciona, y cada año, lo demuestra con más descensos.

Vía | Diario Vasco


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.