2 junio 2015 Juegos Olímpicos

Bakú será la ciudad donde se celebren los primeros Juegos Europeos

En el año 2012, los Comités Olímpicos Europeos decidieron que Europa debía tener sus propios juegos. Así, se aprobó la celebración de unos Juegos Europeos, al estilo de los Juegos Panamericanos, los Juegos Asiáticos o los Juegos de la Commonwealth, otras competiciones semejantes a los Juegos Olímpicos pero con limitaciones regionales.

Para la primera edición de estos Juegos Europeos se decidió la fecha del junio de 2015, libre de grandes competiciones deportivas en Europa. Se propuso como sede Bakú, la capital de Azerbaiyán, y ésta fue aceptada por mayoría en votación. Y al frente de la organización del evento se pusieron los mismos que organizaron los últimos Juegos Olímpicos, los de Londres 2012, como señal de garantía de éxito.

Así, del 12 al 28 de junio, Bakú será escenario de la primera edición de la historia de los Juegos Europeos. En total, se repartirán 253 medallas de oro dentro de las 20 disciplinas deportivas que se han elegido. Algunas de ellas son clásicas de los Juegos Olímpicos, como la gimnasia, el atletismo o el judo, pero también encontramos deportes nuevos como el fútbol playa, el baloncesto tres contra tres, o el sambo, que es una especie de lucha libre propia de la región.

En total, participarán cincuenta países europeos, entre ellos España. La delegación nacional que estará en Bakú estará formada por 214 deportistas, que participarán en 146 de las modalidades. No veremos nombres mediáticos en la lista española, aunque en general eso será una premisa en la mayoría de los países, pues los deportistas más populares se reservan para competiciones de mayor caché que estos Juegos que acaban de comenzar su andadura.

Unos Juegos que a Bakú no le van a salir baratos precisamente. Aunque no hay cifras oficiales, se estima que el presupuesto supera el billón de euros. Se ve que no han escatimado en gastos y que este pequeño país, cuyo principal poder económico es el petróleo, quiere aprovechar esta oportunidad para mostrarse al mundo y quien sabe si, en un futuro, optar a ser sede de otras competiciones de mayor importancia.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *