22 septiembre 2013 Tenis

gulbis

El título de Metz lo disputaban dos jugadores locales: Jo-Wilfried Tsonga (1) y Gilles Simon (2). El segundo fue quien salió airoso merced a su mayor trajinar en la temporada ya que Tsonga no jugaba desde hacía varias semanas. Para Simon es el undécimo título como profesional y el primero del año.

Mientras tanto en San Petersburgo el albaceteño Guillermo García-López perdió un partido increíble ante el letón Ernest Gulbis – sexto preclasificado – en tres sets luego de tener ventaja de 1 set y 4-1 en el segundo.

En Metz se encontraban dos ex campeones. Gilles Simon y Jo-Wilfried Tsonga, éste último el reinante. Simon se mostró más efectivo y cubrió mejor la cancha que el reincorporado al tour jugador de Le-Mans ganando la primera manga por un estrecho 6-4 en casi 40 minutos con 2 roturas a favor y una en contra.

Simon siguió firme al servir en la segunda parte. Hasta el octavo juego del segundo set no perdió ningún punto cuando metió el primer saque. Además estuvo correctísimo a la hora de romper ya que tomó la primera ocasión que se le presentó. En el noveno juego Simon salió decidido a ganar el campeonato con el saque de Tsonga y le generó tres puntos de campeonato tomando el primero para sellar su victoria 6-3 en solo 71 minutos.

Lo ocurrido en San Petersburgo conWilly García-López fue verdaderamente impensado sobretodo luego de jugar el primer set y cinco juegos del segundo en forma espléndida y sobretodo con mucha inteligencia ante Ernests Gulbis. En el primer set el servicio del letón no funcionó en forma adecuada apenas alcanzando el 40% de efectividad con el primer saque. Todo lo contrario con el de La Roda que mandó con un 86% sus juegos de servicio. No sorprende que Gulbis cediera tres juegos de saque y Willy solo uno. Así se llevaría el parcial 6-3.

En la segunda parte Willy se disparó con un claro 4-1 y todo parecía que el camino ya estaba allanado para el campeonato, cuando vino la feroz remontada de Gulbis. El letón empezó a atacar con más agresividad, sumó once juegos consecutivos, llevándose el set 6-4 y arrollando en el decisivo 6-0. Willy pasó de héroe a villano, perdió consistencia al sacar, falló demasiado en los tiros y se puso netamente a la defensiva. Una derrota dolorosa para el albaceteño que iba por su tercer título profesional sobretodo por la comodidad con la que jugaba hasta el quinto juego del segundo set. Gulbis suma su cuarto trofeo ATP, el segundo del año.

Vía y Foto | ATP

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 22 septiembre 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *