28 febrero 2014 Fútbol

Enzo Zidane

De casta le viene al galgo dicen, y Enzo Zidane, el hijo mayor del gran Zinedine Zidane, tiene algo más que un apellido que es historia del fútbol. Tiene talento, tiene un buen golpeo de balón y tiene la calidad suficiente como para vivir de esto del fútbol, aunque siempre a la sombra de los grandes logros que consiguió su progenitor, porque las comparaciones, y más con Zinedine de por medio, son odiosas.

Nacido en Burdeos, el chico se ha críado futbolísticamente en Valdebebas, como el resto de sus hermanos. Sin embargo, Enzo lo tiene claro: Francia es su país. Estos días, el joven jugador de la cantera blanca ha sido noticia precisamente por eso, porque ha aceptado ir a una concentración de la selección sub 19 francesa, aunque eso no quiere decir que definitivamente no pueda vestir algún día, si le place, la Roja, cosa que ya se planteó años atrás.

Pese a su apellido, Enzo ha ido quemando etapas en la cantera del Real Madrid al mismo ritmo que los demás chicos. Más aún, precisamente el apellido es lo que le tiene que hacer andar con pies de plomo, tanto a él como a su entorno. Su padre, adjunto a Acenlotti, es su mejor ayuda y le ofrece sabios consejos para que no tenga prisa alguna ni piense en saltarse pasos en su evolución.

En el Juvenil A, que juega la Youth Champions League, Enzo no se corta en emular a su padre llevando el ’10’ a la espalda y jugando en la mediapunta, imitando en los controles a su progenitor o chutando tiros lejanos y faltas, ya sea con la derecha, ya se con la izquierda. Eso sí, hay quien cree que últimamente está algo estancado y que, si fuera para crack, a su edad ya tendría que estar en el filial o al menos en el C, en Segunda B.

Curiosamente no se hace llamar Enzo Zidane, sino simplemente Enzo, nombre que sus padres le pusieron en honor al gran futbolista uruguayo Enzo Francescoli, o Enzo Fernández, usando el apellido materno. Quizá sea este otro consejo de Zizou, o simplemente una declaración de intenciones del joven jugador, que sabe que lo mejor es que sea él mismo y que debe huir de las comparaciones.

Si llegará Enzo o no a triunfar en el fútbol, ya sea en el Real Madrid o lejos de él, es difícil de predecir. Pero lo que sí es seguro es que el apellido Zidane va a estar mucho tiempo ligado a la casa blanca. Si no es por Enzo, será por Luca, hermano de éste y que apunta muy buenas maneras como portero, y si no, ahí están Theo y Elyaz, los más jóvenes vástagos del francés, que también hacen sus pinitos en la cantera.

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 1 marzo 2014
  2. Zidane entrenará al Real Madrid Castilla 3 julio 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *