2 mayo 2014 Baloncesto

valencia-basket-unics-kazan

El Valencia Basket da un paso muy importante de cara a adjudicarse el título de campeón de la Eurocup por 80 a 67, ventaja que deberán defender en Kazán si quiere terminar el trabajo bien hecho durante la temporada. Sin embargo, el resultado final puede parecer corto viendo el desarrollo del partido, donde el Valencia fue infinitamente superior al Unics hasta el último cuarto donde un parcial en contra de 6-23 cambió en parte el curso de la eliminatoria.

La Fonteta se transformó en un hervidero consiguiendo que los primeros ataques rusos se perdieran entre la defensa taronja colocando un 9-1 que esperanzaba a la grada. Doellman encabezaba a los suyos con un criterio impecable en el aro rival y tan solo las faltas personales, incluida una técnica a Sato por flopping, colocaban dudas en el horizonte.

Sin embargo, los de Perasovic se ponían 15 arriba al acabar el primer cuarto en el que el destrozo al Unics Kazan solo fue subsanado por Chuck Eidson. Tras la obcecación rusa desde la línea exterior encontraron un bueno filón en los puntos en la pintura de  Veremeenko, pero rápidamente el Valencia encontró en los triples de Lafayette, Ribas y Aguilar una forma no solo de mantener su renta sino de aumentarla llegando a +24.

En el cuadro del este ni Goudelock ni Eidson encontraban la forma de impulsar su ataque hasta que el ex de los Lakers encontró un resquicio para con 8 puntos seguidos meter a los suyos en el encuentro aunque al descanso el marcador señalara un 49-27 a favor.

Sin embargo la salida desde vestuarios sentó tremendamente bien a los de Perasovic llegando a doblar al Unics en el electrónico tras el dominio interior de Dubljevic y Doellman. Aunque los rusos anotaban pequeños parciales de vez en cuando nunca llegaron a meterse en el partido en ningún momento y el resultado se mostraba humillante al final del tercer cuarto (70-37).

Tan solo en el último periodo despertó el Kazan  con Veremeenko muy acertado y cómodo ante la entrada de los suplentes valencianistas en el encuentro bajando una decena la ventaja local. A 5 minutos del final Perasovic se vio obligado a pedir un tiempo muerto porque la llegada en tromba del Unics Kazan podía echar el trabajo de todo el partido por tierra.

Así Harangody se erigió como referencia al final y solo el final del partido pudo parar la inercia positiva de un Unics que saldrá al pabellón de Kazan con una diferencia de 13 puntos por debajo.

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 2 mayo 2014
  2. Eurocup 2013-2014: Valencia Basket arrasa en Rusia y se proclama campeón 7 mayo 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *