25 febrero 2014 Fútbol

Lewandowski acerca al Borussia a cuartos

A los 5 minutos, el Borussia Dortmund ya ganaba por 0-2 en casa del Zenit, con goles de Mkhitarian y de Reus. Y no es que es los equipos que juegan como locales la ida tengan mal fario en estos octavos de Liga de Campeones, que parece que lo tienen, es que el Zenit salió completamente dormido, como si de un bolo de pretemporada se tratase, para ir cogiendo ritmo tras el parón invernal.

Quien se durmió tras el 0-2 fue el propio Borussia, y estuvo a punto de pagarlo en la segunda mitad, porque el Zenit despertó, con ayuda del árbitro, pero despertó al fin y al cabo. Primero marcó Oleg Shatov tras una embarullada jugada que debió haber sido invalidada por fuera de juego, y luego iba a marcar Hulk desde el punto de penalty, aprovechando que el árbitro vio infracción donde no la había.

Lo malo es para el Zenit es que el Borussia se espabiló, y cada gol ruso encontró respuesta. No habían celebrado los rusos todavía el 1-2 cuando Lewandowski marcaba el 1-3, e ídem e ídem tras el 2-3, con protagonismo de nuevo para el delantero polaco. Y así, con 2-4, se prevé que en Dortmund los de Klopp no tengan que poner toda la carne en el asador para avanzar a cuartos de final.

Los jugadores del Olympiacos hacen piña tras un gol

El siguiente plato de este martes era el Olympiacos – Manchester United, donde tras cinco victorias visitantes, se iba a imponer por fin un equipo local. El conjunto griego realizó un gran encuentro, con un gran desgaste físico y un gran planteamiento de Michel para maniatar al United, al que de todos modos últimamente no hace falta mucho para maniatarle.

El ex-valencianista y ex-rayista Chori Domínguez llevó la manija del conjunto heleno e iba a marcar el primer gol de un partido que fue algo tedioso hasta entonces. Lo hizo el argentino de chiripa, desviando un disparo de Maniatis que no iba a suponer peligro para De Gea. Eso fue justo antes del descanso, pero el United siguió igual, como si no hubiera ocurrido nada sobre el césped.

Por eso, llegó otro gol más, obra de otro ex de la liga española, Joel Campbell, al que echan de menos a buen seguro en el Villamarín. Michel movió piezas para reforzar el mediocampo y refrescar a los suyos, y Moyes arriesgó metiendo delanteros. Al final, el United encerró a su rival en los últimos minutos, e incluso Van Persie tuvo una muy clara para deshacer el 2-0, pero la mandó al cielo de Atenas.

Vía | UEFA

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 26 febrero 2014
  2. El Príncipe confirma su fortaleza ante el adiós de Bienvenidos al Lolita 26 febrero 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *