19 septiembre 2016 Otros

Mola y Alarza, primero y tercero del último mundial de triatlón

El español Mario Mola se ha proclamado campeón del mundo de triatlón. Después de ser segundo en las dos últimas ediciones, Mola hereda el trono que ha dejado vacante Javi Gómez Noya, que este año 2016 decidió no ser de la partida en las pruebas de las Series Mundiales que deciden el título mundial.

A la última de esas pruebas, en Cozumel (México), Mola llegaba con una ventaja tal que le valía con ser tercero hiciese lo que hiciese su gran rival, Jonathan Brownlee. Al final, al español le valió con ser quinto ya que el británico no pudo ganar en un final dramático e inesperado, que quedará como una de las grandes imágenes de la historia de este deporte.

Y es que, a falta de 500 metros, Jonathan Brownlee era primero y saboreaba el título mundial, con Mola muy descolgado. El español había sufrido como siempre en el tramo de natación, dejándose sobre 20 segundos con su rival, y nuevamente en el tramo en bicicleta volvió a quedarse sin apoyos, todo lo contrario que Brownlee, que junto a su hermano y otros compañeros tiraba adelante poniendo más tierra de por medio.

Con casi dos minutos perdidos y con Jonathan Brownlee en cabeza, el título mundial parecía completamente perdido para Mola. Sin embargo, iba a ocurrir algo totalmente inesperado: en plena recta final, el británico se detuvo incapaz de dar una zancada más y casi incapaz de sostenerse en pie. Un golpe de calor dejaba k.o. a Jonathan Brownlee justo a las puertas de conseguir su segundo título mundial.

Alistair llegaba por detrás y asistió a su hermano, mientras el sudafricano Henri Schoeman aprovechaba la situación para ganar la prueba. Jonathan, empujado por su hermano hasta la meta, era segundo, pero Mola entraba en quinto lugar, lo suficiente para mantener la primera plaza de la clasificación general y ganar el título mundial por apenas 4 puntos.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *