13 marzo 2010 Atletismo, Baloncesto, Deportistas

Marion Jones ha fichado por los Tusla Schock de la WNBA

La figura de Marion Jones vuelve a dar que hablar, aunque ahora para bien. La que en su día fuera una gran atleta norteamericana que acabó cayendo en las redes del dopaje, se pasa ahora al baloncesto. Marion Jones ha fichado por las Tusla Shock de la WNBA, para poder volver a jugar al basket, su auténtica pasión y en la que destacó sobradamente cuando se proclamó campeona universitaria en 1994 con la Universidad de Carolina del Norte.

Pero la realidad es que Jones necesita volver a practicar deporte para superar los problemas económicos por los que pasa, tras una vida en la que ha dado muchos tumbos. Fue la mujer más veloz del mundo entre 1997 y 2001 tras cuatro años imbatida, y a partir de ahí vino la caída: pasó de ser la reina de la pista a divorciarse por dos veces, ser investigada por dopaje, confesar su culpabilidad y hasta ser sentenciada a seis meses de cárcel.


Cuando confesó que se dopó durante las Olimpiadas de Sidney se cayó un mito. Se le retiraron las cinco medallas que ganó, se le retiraron los galardones económicos y la sombra de la sospecha cayó con todo su peso encima, nadie creía en ninguna de sus victorias, atrás quedaron sus fustrados regresos. Para colmo de males, se le condenó a seis meses de cárcel por perjurio y blanqueo de dinero, pena que se cambió a dos años de libertad vigilida que todavía está cumpliendo.

Casi todo el mundo merece otra oportunidad, y eso es precisamente lo que han pensado los dueños de esta franquicia que la han contratado por el salario mínimo tras convencer al entrenador en las pruebas que se le realizaron. Ya veremos sin Marion Jones consigue limpiar su nombre o si esta aventura es otro tropezón más en su tumultuosa carrera.

Vía | Marca

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 14 marzo 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *