12 mayo 2012 Tenis

Roger Federer y Tomas Berdych han conseguido su acceso a la gran final del Masters de Madrid la cuál se disputará este domingo a partir de las 16:30 horas. Sus víctimas en semifinales han sido el serbio Janko Tipsarevic y el argentino Juan Martín Del Potro que se despiden del torneo madrileño después de una semana positiva para ellos aunque algo menos para Delpo que estaba con ganas de llegar a la final después de haber ganado la pasada semana en Estoril.

Lo cierto es que el tenista tandilense disputó un partido muy parejo con Berdych, tanto, que se decidió por un doble 7-6 después de que el checo estuviera más acertado en los dos tie breaks. Menos pelea hubo en la segunda semifinal porque allí Federer hizo valer su condición de favorito para ganar por 6-2 y 6-3 a Tipsarevic en poco más de una hora de juego.

Roger Federer no tuvo demasiados problemas para colarse en su quinta final del torneo madrileño. Tipsarevic intentó hacer frente al suizo pero muy pronto, en el cuarto juego del partido, Federer ya conseguía su primera rotura y encarrillaba el set. El tenista suizo volvió a jugar de forma agresiva ya que cree que esta es la táctica que más le ayuda en la resbaladiza pista de la Caja Mágica. De esta forma, Federer estuvo bien con su saque y movió de un lado a otro a Tipsarevic que puso garra pero que no pudo hacer nada. En el segundo set, Federer cobró ventaja pronto para colocarse con 4-2 y aunque Tipsarevic estuvo cerca de recuperar la rotura, le fue imposible y cedió en una hora y siete minutos de juego.

Con este triunfo, Federer se mete en la final del domingo en la que tiene varios objetivos por cumplir. La victoria le daría su tercer título en Madrid y unos valiosos puntos con los que pasaría a Nadal y se pondría 2º del ranking. Además, igualaría al manacorí en número de Masters 1000 ganados con 20.

Para conseguir todos esos objetivo Federer tendrá que superar a Tomas Berdych que se impuso a Del Potro. El checo también se ha adaptado bien a la pista que, curiosamente, ha ido viendo a caer a los verdaderos especialistas en tierra batida para tener en la final a jugadores que prefieren pistas más rápidas y que cuentan con buen saque en su repertorio.

Berdych tuvo un partido mucho más complicado que Federer porque Del Potro arrancó bien y le creó problemas con su primer servicio. Aunque el tandilense no aprovechó sus primeras bolas de rotura si lo hizo algo más tarde para colocarse con 3-1. Esa rotura permitió a Del Potro servir con el 5-4 a su favor pero entonces su saque se atascó, jugó con segundos y Berdych lo aprovechó para ganar el juego en blanco. En esa primera manga no hubo más roturas y se la acabó apuntando Berdych en el tie break.

El palo anímico de perder la manga fue duro para Del Potro que de inicio perdió su saque en la segunda manga. El tandilense fue recuperándose poco a poco y recuperó esa desventaja llegando de nuevo el set a la muerte súbita. Allí, Berdych volvió a estar mejor y consiguió el primer mini-break que le ponía con 3-1. Del Potro llegó a empatar a cinco e incluso a levantar una bola de partido pero en el momento clave se enfadó con el juez de silla por un saque que le cantaron fuera, se desconcentró ligeramente y Berdych lo aprovechó para poner el 8-6 con el que se metía en la gran final del domingo.

Vía | Masters de Madrid

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 13 mayo 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *