27 septiembre 2015 Ciclismo

Felix Gall es el nuevo campeón del mundo junior

Llovió por la mañana en Richmond lo suficiente para cuando los primeros ciclistas en salir a la calle, los juniors masculinos, se encontraran las carreteras mojadas y peligrosas. Así, la carrera fue, a lo largo de sus 130 kilómetros, una pequeña locura con caídas, cortes y momentos de muchos nervios que terminó con la victoria de un ciclista austriaco, Felix Gall, logrando el primer oro para su país en esta categoría.

La carrera fue atípica hasta en su desenlace, porque Gall no atacó en el repecho final como se podía esperar, sino mucho antes, en los primeros kilómetros de la última vuelta. Al austriaco le valió ese ataque para ganar aunque sufrió lo indecible porque el francés Clement Betouigt – Suire casi se le echa encima. El podio lo iba a completar el danés Rasmun Pedersen, que entró a un segundo de estos dos.

En cuanto a la actuación española, bien por Alejandro Gomiz que concluyó en el puesto 44, dentro del segundo grupo más numeroso de corredore. Gomiz escapó sin percance alguno, ya fuera caída ya fuera avería, cosa que no pueden decir ni Alejandro Regueiro, que finalizó en el puesto 58, ni Pablo Alonso, que ocupó el puesto número 67, a algo más de dos minutos y medio del ganador.

Armitstead ganó el oro en la prueba en ruta femenina

La prueba de las Élite femenina se resolvió en un sprint de un grupo de una decena de corredoras. Antes de eso, un grupo de nueve ciclistas, cada una de una nacionalidad, se destacó en cabeza en la penúltima vuelta y llegó a obtener casi un minuto de ventaja, pero cuando se vieron con posibilidades empezaron a atacarse entre ellas y eso ayudó a que el pelotón diera caza a las dos supervivientes de esa fuga, ya en los repechos finales.

Unos repechos en los que, pese a que se hubo ataques, no rompieron al grupo principal que sí se rompió gracias a un acelerón de Eli Armistead. La británica se llevó con ella a las mejores, y todavía le quedaron fuerzas para batir en un sprint larguísimo a la favorita, la holandesa Anna Van der Breggen, que se iba a quedar con la plata mientras que la medalla de bronce se la adjudicaba la estadounidense Megan Guarnier.

De las españolas, la que más tiempo aguantó en el grupo principal fue Ane Santesteban, para terminar la carrera en el puesto 55, a menos de un minuto del grupo de cabeza. La última de todas las que acabaron la carrera fue Sheyla Gutiérrez, puesto 88 a 14 minutos exactos de la ganadora, y Anna Sanchís se descolgó del pelotón en los primeros compases de carrera y terminó abandonando.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *