2 agosto 2014 Baloncesto

Paul George se ha lesionado de gravedad

La selección de baloncesto de los Estados Unidos, con algunas altas y bajas con respecto a la primera lista que dio Mike Krzyzewski, se encontraba en Las Vegas. Allí, los 20 jugadores se iban a dividir en dos equipos, el blanco y el azul, para disputar un showcase, una especie de All Star para que me entiendan, un partido amistoso que no iba a pasar de ser un entrenamiento más, pero que ha marcado por la mala fortuna.

Una mala fortuna que sacudió a Paul George cuando, en una acción defensiva sobre James Harden, se iba a lesionar de gravedad. Las imágenes del jugador norteamericano pisando la base de la canasta y fracturándose la tibia y el peroné son escalofriantes, duele solo de verlo, y por ello nos ahorramos de compartir el vídeo del momento, que quien quiera ver puede encontrar fácilmente por internet.

La lesión del alero norteamericano supone un nuevo contratiempo para el seleccionador Krzyzewski de cara a elegir los 12 jugadores que representarán a los Estados Unidos en el Mundial de España, para el que queda menos de un mes. George no es la única baja, pues de la preselección ya se cayeron Blake Griffin y Kevin Love, a sumar a ausencias por lesión como la de LaMarcus Aldridge o por decisión propia como la de James, Anthony o Paul. Además, sirve como argumento para aquellos que creen que los NBA no deben acudir a estos torneos, que son más de los que nos imaginamos.

Pero el verdadero damnificado será su equipo, los Indiana Pacers. A falta de conocer las previsiones de los médicos, lo cierto es que la sensación es que la recuperación de George será para largo, así que no sólo se perderá el Mundial sino también buena parte de la temporada. Hablamos de un jugador que puede ser sustituido por otro en la selección, pero prácticamente insustituible en el equipo de Indiana.

El jugador de 24 años es la estrella de un equipo que, de la noche a la mañana, ha pasado de ser un candidato en la Conferencia Este a perder gran parte de sus posibilidades. Más todavía a estas alturas de verano, cuando las plantillas están prácticamente perfiladas y los buenos agentes libres ya tienen donde jugar, como por ejemplo Lance Stephenson, un jugador que salió de Indiana hacia Charlotte, y que de darse antes esta situación quizá no hubiera sido así.

Lo único por lo que pueden rezar los Pacers es para que Paul George se recupere cuanto antes, y para que cuando vuelva siga siendo el mismo de antes. Mientras tanto, Larry Bird y Frank Vogel tendrán que buscar la manera de sustituir al que es el máximo anotador del equipo, cambiar todo el sistema ofensivo para que ahora sean otros los jugadores que asuman el papel de líder en Indianapolis.

Vía | USA Basketball Team

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 2 agosto 2014
  2. Mundobasket España 2014: Krzyzewski confirma los 12 jugadores seleccionados de Estados Unidos 23 agosto 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *