22 mayo 2015

Marc Marquez corriendo

Hay quien piensa que los pilotos de motos no necesitan una preparación física tan exhaustiva como otros deportistas porque la moto hace buena parte del trabajo. Esto es un error ya que los pilotos de élite cuidan al máximo su preparación siguiendo rutinas de entrenamiento y pautas cuando suben a sus motos de las que podemos tomar nota los aficionados para disfrutar más cuando salgamos a hacer alguna ruta con nuestra moto.

Por ejemplo, Jorge Lorenzo es aficionado al crossfit, un deporte que le proporciona fuerza, resistencia, agilidad y reflejos. Marc Márquez también practica fitness para ganar fuerza y flexibilidad además de bicicleta y running para aumentar su resistencia. ¿Qué deportes vienen bien al resto de moteros aunque no estemos en la élite?

Podemos fijarnos en Lorenzo y Márquez para tener una guía. Ellos buscan sobre todo ganar resistencia saliendo a correr o haciendo rutas en bici, mejorar los reflejos y ganar fuerza en el gimnasio, especialmente, en los músculos que intervienen en la conducción de la moto ya que así la dominan con más soltura, retrasan la aparición del cansancio y pueden responder mejor a cualquier imprevisto.

Está claro que el pilotaje en carretera es muy diferente con respecto al de competición así que también será de ayuda seguir consejos interesantes sobre conducción que tienen que ver sobre todo con la posición encima de la moto. Por ejemplo, no nos tenemos que olvidar de sentarnos bien centrados en la moto, tener una posición de brazos relajada, posicionar bien los pies sobre las estriberas, replegar las piernas sobre el depósito en rectas y abrirlas un poco en curvas para ayudarnos a tomarlas y mantener la cabeza siempre ofreciéndonos una perspectiva horizontal de la carretera.

Con todos estos consejos nos sentiremos más seguros sobre nuestra moto y para estar completamente tranquilos podemos combinarlos con un buen seguro de moto como los que ofrece Mutua Madrileña. Ellos velan por la tranquilidad de todos los moteros ofreciendo seguros flexibles que se adaptan a las necesidades de cada conductor a precios muy competitivos así que nuestra preparación física junto con los consejos de conducción y un buen seguro forman un trío perfecto para que podamos disfrutar de nuestra moto con total tranquilidad.