29 julio 2015 Fútbol

Presentación del Zhang Chengdong, el futbolista chino del Rayo

Para los equipos más modestos, la búsqueda de dinero es una odisea. Contar con menos socios y menos aficionados supone unos ingresos menores por venta de abonos, entradas y merchandising. Directamente, el ser modesto también afecta a los ingresos por publicidad, ya que las grandes empresas no se fijan en ti y las que lo hacen no pueden rascarse el bolsillo como a uno le gustaría que lo hiciesen.

Fíjense como está la cosa que el Rayo Vallecano tuvo que buscarse un patrocinador en China, al igual que otros equipos españoles. La empresa tecnológica Qbao es la que luce en el frontal de la camiseta franjirroja a cambio del pago de más de medio millón de euros y de unas curiosas contraprestaciones, como la de jugar un amistoso ante la Real Sociedad (otro equipo Qbao) en China o la de fichar un jugador chino.

Así es como va a llegar Zhang Chengdong al Rayo Vallecano, gracias a un acuerdo con el patrocinador, que imaginamos sufragará los costes que acarree esta contratación, o al menos buena parte de ellos. Delantero internacional por la selección china de 26 años, algo chapurreará de castellano ya que su último entrenador en el Beijing Guoan es Gregorio Manzano.

Poco sabemos de este futbolista que será el más exótico de nuestra liga esta temporada. Lo que sí sabemos es que no será su primera aventura en Europa, por lo que puede que se adapte mejor que otros jugadores que llegan en circunstancias parecidas. Chengdong ya estuvo dos temporadas en Portugal, una en el Uniao Leiria y otra en el Beira Mar, y una en Alemania, con el Eintracht Braunschweig.

Si llegase a debutar sería el primer jugador chino en jugar en Primera División, aunque será difícil que convenza a Paco Jémez, al que no se ve le como un técnico que acepte bien imposiciones de jugadores. Si bien no sería el primer chino en jugar en España, ya que hace una década ya se le adelantó un compatriota, Shang Yi, que hizo sus pinitos en el Xerez Club Deportivo durante media temporada.

El caso de Shang Yi fue bastante similar, en el sentido de que el futbolista llegó a Jerez con un patrocinador bajo el brazo que costeó su incorporación y los gastos del jugador en la ciudad. También delantero, llegó a jugar varios partidos saliendo desde el banquillo como revulsivo, e incluso llegó a marcar un gol en el derby ante el Cádiz. Veremos que tal se le da la aventura española a Zhang Chengdong.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *