Anelka resurrection

Anelka resurrection

Escrito por: Damian    6 febrero 2008     Sin comentarios     2 minutos

El jugador francés Nicolás Anelka tiene una última oportunidad para llegar a ser el crack mundial a que apuntaba en sus inicios.

Con 17 años despuntaba en las categorías inferiores de la selección francesa y debutó con el París Saint Germain. Arsene Wenger no dudó en llevárselo al Arsenal. Allí vivió su mejor época, marcando goles y ganando títulos: liga, copa y supercopa.


Lorenzo Sanz, presidente del Real Madrid, no lo dudó y pagó al conjunto londinense 33 millones de euros en el verano de 1999. El flamante fichaje nunca se adaptó y pasó a ser considerado un bicho raro en la capital de España. Que si era adicto a la Play Station, que si sus hermanos ejercían sobre él una influencia negativa… El caso es que, futbolísticamente, aportó poco, dos goles en la semifinal de la Copa de Europa de esa temporada ante el Bayern de Munich fue su aportación más importante, ya que en liga sólo anotó un gol.
Visto lo visto el Real Madrid se lo empaquetó al PSG, el club que lo vio nacer futbolísticamente, perdiendo la menor cantidad de dinero posible en la operación.

En Francia continúa su cuesta abajo y en el invierno del 2002 es traspasado al Liverpool entrenado por el francés Houllier. Tampoco consiguió hacer bueno de él. Duró media temporada en Anfield y se fue al Manchester City. Con los celestes permaneció dos temporadas y media, rindiendo a buen nivel al lado de Fowler, su compañero en el ataque del City.

Pero Anelka sigue sin asentarse en ningún lugar y emigra a Turquía en enero de 2005, fichando por el Fenerbahçe. Con el equipo turco gana una liga. La aventura otomana tampoco dura demasiado y en verano de 2006 vuelve, por tercera vez, a Inglaterra.

En el Bolton parece, por fin, más asentado y en esta primera mitad de la presente temporada rinde a un buen nivel. Con los Wanderers anotó 10 goles en 18 partidos de liga.

Es ahora el Chelsea del multimillonario Roman Abramovich el que decide darle una segunda oportunidad en la élite del fútbol mundial. Con Shevchenko en su cuesta abajo, Drogbá y Kalou en la Copa de África, tiene la oportunidad de reivindicarse como el crack que parecía ser. Por ahora en seis partidos con los blues anotó tres goles, uno en la FA Cup, otro en la Carling Cup y el pasado sábado se estrenó en liga ante el Portsmouth.

Después de tantos clubs, los londinenses son los octavos, y tantas idas y venidas, parece que estamos ante un veterano próximo a la retirada. Nada más lejos de la realidad, a sus 28 años, quizás la edad plena para un futbolista, tiene la última oportunidad que le brinda el fútbol para pasar a la historia por la puerta grande.


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.