Mundial de balonmano 2013: España campeona del mundo

Mundial de balonmano 2013: España campeona del mundo

Escrito por: Javi    27 enero 2013     13 Comentarios     2 minutos

¡España se ha proclamado campeona del mundo de balonmano! Los de Valero Rivera han apalizado a Dinamarca, ganando por un marcador de 35-19, para proclamarse campeones mundiales por segunda vez en su historia.

Se podría decir que Dinamarca era la bestia negra de España en los últimos campeonatos, porque cada vez que se cruzaban con ella, el resultado era derrota. Se podría decir también que Dinamarca era favorita, por plantel y por su historial reciente. Se podrían decir tantas cosas … Pero lo único que se puede decir es gracias, porque hoy la selección española ha hecho algo más que proclamarse campeona del mundo.

España ha ganado su segundo oro, pero lo mejor ha sido el cómo lo ha ganado. La selección que dirige Valero Rivera nos ha regalado un partido épico, histórico, y diría que inolvidable, porque ya no es fácil ganar un partido ante selecciones de este nivel tal y como se ha ganado, y mucho menos en una final. Lean bien el resultado y créanme: 35-19. No les miento, 16 goles de diferencia.

Sólo hay que ver con la intensidad que salió España, espoleados por un ambiente fantástico en el Palau Sant Jordi de Barcelona. De inicio un 3-0, que fue luego compensado poco a poco por Dinamarca, pero valía para mostrar que los Hispanos no se iban a arrugar por la presión. Todo lo contrario. Welbek se dio cuenta pronto de lo que se venía encima, y tardó 5 minutos en pedir el primer tiempo muerto, aunque no pudo mejorar las prestaciones de los suyos en pista.

La igualdad duró sólo media primera mitad. Así, de un 9-8 en el marcador se pasó a un 18-10, resultado con el terminó la primera parte. En esos minutos funcionó todo, empezando por Sterbik en la portería (12 paradas hoy para el guardameta de origen serbio), siguiendo por la defensa, mientras que en ataque, cuando no se podía salir a la contra, Joan Cañellas, Jorge Maqueda o Alberto Entrerríos, en su último partido con la selección, tiraban del carro.

La segunda mitad comenzó con un gol de Mollgard, pero el panorama no cambió en absoluto. Más bien al contrario, España asestó un parcial de 8-0 que llevaba el marcador al 26-11, un tanteo que nadie podía imaginar, ni los más optimistas. Dinamarca bajó los brazos. Su estrella, Hansen, apenas aparecía, y su mejor portero, Landin, hacía rato que veía el partido desde el banquillo. El partido fue definitivamente una fiesta, que terminó con el resultado de 35-19 que dijimos antes.

Así pues, España conquista su segunda corona mundial en balonmano. De aquel Túnez 2005 repite gente como Alberto Entrerríos y Albert Rocas, y también hubiera repetido Hombrados, de no estar lesionado. Con él, y con Raúl Enterríos y Cristian Ugalde, que hubieran estado ahí de no haber sido lesionados, se tuvo el detalle de invitarlos al podio con los demás, porque de ellos es también este triunfo histórico.


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.