1 diciembre 2014 Fútbol

Jurgen Klopp pasa por su peor momento como entrenador del Borussia Dortmund

En los últimos años, el Bayern Munich había encontrado un rival a su altura en la Bundesliga, el Borussia Dortmund. Incluso este rival se había permitido el lujo de desafiar el poderío bávaro ganando las ligas de 2011 y 2012 y ganándole títulos como la Copa de Alemania o la Supercopa de Alemania.

Pero ahora no corren buenos tiempos para los de Klopp. Ahora, la trayectoria de los dos grandes de Alemania es totalmente opuesta, y mientras el Bayern Munich lidera con mano de hierro la Bundesliga, el Borussia Dortmund ocupa la última posición. Y no se trata de una circunstancia puntual de principios de temporada, que llevamos ya 13 jornadas, más de un tercio de competición.

El Borussia Dortmund es el colista de la liga alemana tras 13 jornadas

Desde el inicio del campeonato, se han puesto sobre la mesa muchas preguntas y se han analizado muchas posibles causas sobre qué le pasa al Dortmund. Las bajas de los jugadores más importantes son, evidentemente, la primera causa que se pone sobre el tapete, unido a las lesiones en todas las líneas o al bajo estado de forma de jugadores que hace un par de años mostraban nivel para ser fijos en un once ideal de futbolistas europeos.

Sin embargo, cualquier opción acaba por tierra cuando uno repasa como le ha ido al BVB en la Liga de Campeones, donde fue uno de los primeros equipos en asegurarse la clasificación matemática a octavos de final. ¿Por qué en Europa sí y en la Bundesliga no? En la Champions, hasta el momento el equipo ha funcionado bien, aunque quizá tan sólo sea un espejismo y cuando llegue la Champions de verdad se acabará la competición para los alemanes.

De ser el entrenador más aclamado a pedir su dimisión, así le van las cosas ahora a Klopp

El Dortmund es, pues, una muestra que en el fútbol no hay leyes escritas, que no existe una fórmula del éxito ni una receta mágica. Lo que en un sitio no funciona, como a todas luces se ve, en otro sitio. Esto no hace sino poner las cosas más difíciles a Klopp, el aclamado Klopp que ha pasado de ser el técnico de moda en todo el mundo a caer en el olvido.

Ya nadie lo pide para su equipo. Al contrario, ya hay quien piensa que su ciclo en Dortmund está más que acabado. Llegado hace siete años, apenas un año después de que el Borussia estuviera a punto de bajar, el técnico de Stuttgart pasa por su peor momento aunque no tiene pensado marcharse. Todavía cree que él es el único capaz de revertir esta situación insólita en esta sorprendente temporada en la Bundesliga.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *