14 abril 2013 WRC

Sebastien-Ogier

¿Quién será capaz de parar este año a Sebastien Ogier? Un mito como Sebastien Loeb lo consiguió en la primera prueba del año pero una vez que el 9 veces campeón del mundo está fuera del WRC para dedicarse a otras modalidades nadie parece tener capacidad para parar a su joven compatriota. En Portugal, Ogier sumó su tercera victoria en las cuatro pruebas que se llevan disputadas en esta temporada y afianzó un poco más su liderato al frente de la clasificación general.

Aunque por el momento el resto de pilotos no muestran capacidad para detener a Ogier, si estuvo a punto de hacerlo la mecánica de su Volkswagen. Y es que los coches de la escudería que regresa este año al WRC exhibieron algunos problemas de juventud en el comienzo de la última jornada que les costaron el doblete. Latvala fue el más afectado con problemas en la transmisión trasera mientras que Ogier tuvo problemas de embrague que pudo solucionar en la primera asistencia técnica.

Con esos problemas tan graves comenzaba la última jornada del Rally de Portugal en la que Mads Otsberg fue el protagonista de los tres primeros tramos. El piloto de M-Sport ya no tenía nada que perder tras sus problemas en su primera jornada y atacó para conseguir un triplete de scratch. Los tramos eran bastante largos, incluido el de Almodovar de más de 52 kilómetros, así que los problemas mecánicos se pagaban con mucho tiempo y eso fue lo que le ocurrió a Latvala que con solo dos ruedas motrices perdió la segunda plaza en beneficio de Mikko Hirvonen.

La incertidumbre sobre los problemas de Volkswagen acaparó la atención de la mañana porque no se sabía lo que aguantarían sus coches pero poco a poco las aguas volvieron a su cauce. En el segundo tramo del día, Ogier cuidó el embrague y sus problemas se solucionaron tras la primera asistencia. Eso permitió al francés pelear en la Power Stage y, además, ganarla lo que le dio tres puntos extra de cara al campeonato de pilotos.

Latvala ya no podía superar a Hirvonen pero al menos pudo mantener por detrás a Novikov que buscaba el podium. Finalmente, el finlandés perdió más de 4 minutos con respecto a su compañero de equipo pero aventajó en un minuto a Novikov así que pudo asegurar la tercera plaza a pesar de que se esfumó el doblete.

Con este resultado Ogier es todavía más líder del campeonato. Sus tres victorias con triunfos incluidos en la Power Stage y el segundo puesto alcanzado en Montecarlo le permiten sumar 102 puntos por los 48 de Hirvonen que está en la segunda plaza con el Citröen. De esta forma, o los del doble chevron mejoran o cuando vayan a darse cuenta Ogier tendrá el campeonato del mundo prácticamente en su bolsillo. En cuanto a Dani Sordo, continúa con 27 puntos y aunque regresó e intentó arrancar algún punto en la Power Stage acabó quinto y se marchó de Portugal con un 0.

La clasificación final en Portugal fue la siguiente:

Clasificacion-Rally-Portugal

Tiempos | eWRC-Results

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 14 abril 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *