Liga Española 2010/11 1ª División: el Real Madrid gana por 0-1 en terreno del Espanyol con un hombre menos

Liga Española 2010/11 1ª División: el Real Madrid gana por 0-1 en terreno del Espanyol con un hombre menos

Escrito por: Fernando    14 febrero 2011     2 Comentarios     4 minutos

El Real Madrid ha conseguido un importante triunfo para sus intereses en el Estadio de Cornellá, donde se ha impuesto por 0-1 al Espanyol. La victoria del conjunto blanco fue muy meritoria porque jugó con un hombre menos desde el minuto dos y, aún así, tiró de garra para sacar el partido adelante que, además, se podía haber llevado por una diferencia mucho más amplia de no haber sido por la falta de acierto de Adebayor.

El equipo de Mourinho llegaba a este partido con la necesidad absoluta de ganar tras el pinchazo del Barça en Gijón pero las cosas se le complicaron muy pronto. Cuando apenas se llevaban jugados dos minutos, Castejón superó en velocidad a Pepe y se plantó delante del área de Casillas que le hizo falta en la frontal. Matéu Lahoz no lo dudó y no solo señaló falta sino que además expulsó al portero blanco.

La expulsión de Casillas alteró por completo los planes de Mourinho que tuvo que sacar del campo a Di María para meter a Adán. La necesidad del Madrid de ganar y la opciones que veía el Espanyol de hacer lo mismo con su superioridad dejaron una primera parte muy vistosa, de ida y vuelta y entretenida para el espectador.

A pesar de jugar con un hombre menos, el Real Madrid era el que tenía las mejores ocasiones. Kedhira tuvo un remate en área pequeña a la salida de un corner botado por Ozil que se le fue arriba. El alemán volvería a poner en aprietos a Kameni con un tiro desde la frontal pero sería Marcelo el encargado de abrir el marcador a los 24 minutos.

Una perdida de balón del Espanyol en su propia área fue castigada por el conjunto blanco como de costumbre. El portugués condujo el balón hasta que Marcelo se incorporó por la izquierda para meterse casi a línea de gol y fusilar a Kameni con un gran disparo que no tuvo respuesta del portero que practicamente se cayó antes de que llegara. El defensa brasileño fue de los más destacados del Madrid jugando un buen partido tanto en ataque como en defensa, que suele ser su punto más débil.

La superioridad numérica del Espanyol se plasmó en una superioridad en la posesión de balón pero a los periquitos les faltó precisión arriba para crear ocasiones claras de gol. El conjunto de Pochettino reclamó un posible penalti de Carvalho sobre Sergio García que no fue pitado en una de las muchas jugadas dudosas que tuvo el partido.

El Madrid pudo irse al descanso con mayor ventaja pero hoy no fue el día de Adebayor. Un magistral pase de Xabi Alonso dejó al togolés solo ante Kameni pero no acertó a batirle y elevó el balón en exceso mandándolo al larguero.

En la segunda mitad, Adán tuvo que emplearse para sacar algunos disparos del Espanyol y de nuevo hubo polémica cuando en un balón largo Callejón se quedaba sólo ante Adán antes de que el árbitro decidiera anular la jugada por fuera de juego inexistente.

Aunque el despliegue físico bajó por el cansancio, lo corto del marcador hacía que la emoción se mantuviera y que el Madrid tuviera que sufrir hasta el final. Buen culpable de sufrimiento fue Adebayor que falló dos manos a mano con Kameni. El primero fue el más claro cuando Cristiano Ronaldo le puso un balón en bandeja dentro del área que el togolés envió sobre el cuerpo del portero espanyolista. En la segunda ocasión, a Adebayor ya se le notó el cansancio y completó una jugada con disparo cruzado que también sacó Kameni.

El Espanyol no creó más ocasiones claras y sumó su tercera derrota consecutiva mientras que el Madrid se fue muy satisfecho con el partido y el resultado, tras realizar un gran despliegue físico y recortando dos puntos al Barça que le dejan a cinco del liderato, una desventaja todavía amplia pero al menos dos puntos inferior a la de la semana anterior.


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.