NBA Finals 2013: los Spurs acaban con los Heat a triple limpio

NBA Finals 2013: los Spurs acaban con los Heat a triple limpio

Escrito por: Javi    12 junio 2013     2 Comentarios     2 minutos

Los Miami Heat habían recuperado la moral tras haber ganado de forma clara el segundo partido, pero ha sido llegar a San Antonio y volver a pegar un batacazo de aúpa. La culpa, evidentemente, la han tenido los Spurs, que esta madrugada no pudieron estar más acertados desde la línea de triple. Anotaron 16 de 32 lanzamientos, un nuevo récord en la historia de las finales de la NBA.

Tim Duncan, casi desaparecido el domingo, metía la primera canasta del partido. Era una especie de señal, los Spurs nunca abandonarían la delantera en el marcador y Duncan volvería por sus fueros en este primer cuarto. Además, la defensa de Kawhi Leonard sobre Lebron James no podía ser mejor, y al término del primer cuarto la estrella de Miami apenas sumaba 2 pírricos puntos en su casillero personal.

Sin James, les tocó a las otras dos puntas del Big Three de Miami sostener a su equipo. Aun así, los Spurs, que se fueron ganando de 4 al término del primer cuarto, ponían 10 puntos de ventaja a mediados del segundo. La salida de Mike Miller y su acierto en los triples rebajó la sangría un poco, y el marcador al descanso era de 50-44. Corta diferencia, pero aún así algunos ya habían mostrado que estaban on fire durante el partido.

Gary Neal, por ejemplo. El ex azulgrana sumaba 14 puntos en 14 minutos en la pista. A la fiesta se sumaría durante el tercer cuarto Danny Green, que acribillando desde la línea de triples llevaba a San Antonio otra vez por encima de la barrera psicológica de los 10 puntos. James no despertaba, y los Spurs, incluso sin Parker que se fue lesionado, continuaron alejándose en el marcador.

Para cuando despertó James, con 9 puntos en el final del tercer periodo, ya era demasiado tarde. Con 15 de ventaja, y un parcial terrible al inicio del último cuarto (15-0), el encuentro estuvo finiquitado. El marcador final fue de 113-77, con los suplentes de ambos equipos disputando prácticamente todos los minutos del último cuarto. Tanto Pops como Spoelstra reservaron sus mejores armas para el próximo envite.

Un próximo encuentro en el que Miami quiere mantener una buena estadística, esa que dice que lleva varios meses sin perder dos partidos seguidos. ¿Serán capaces de derrotar a los Spurs y recuperar el factor cancha? Están obligados a ello, porque otra victoria de San Antonio pondría el 3-1 en la serie y a partir de entonces todos los partidos serían de win or go home para Miami.


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.