Altas Pulsaciones » Fútbol » Luis Enrique como Guardiola en sus inicios

Luis Enrique como Guardiola en sus inicios

13 octubre 2011

Oportunistas los hay en todos lados: en España, en Italia y en la Conchinchina. Recuerdo que cuando Pep Guardiola se hizo cargo del F.C. Barcelona comenzó de una manera un tanto incierta. Perdió su primer encuentro en Soria con un 1-0 bastante ilógico si se tienen en cuenta las oportunidades y el buen juego desarrollado en aquel partido por los blaugranas, allá por finales de Agosto de 2008. Aun así al de Sampedor se le veían maneras dentro y fuera del terreno de juego: “somos responsables, hemos atacado mal”, decía al finalizar el partido.

Segundo partido de liga, este en casa, para los pupilos de Pep y segundo varapalo tras empatar a uno contra el Racing de Santander. “Que si este chaval no tiene experiencia”, “que si teníamos que haber buscado a alguien contrastado”… críticas y más críticas. Al final tendrá razón Clemente y a los “entrenadores extranjeros se les da más tiempo que a los nacionales”. Pues no. Como ya sabéis la historia para el conjunto catalán terminó con Guardiola levantando seis trofeos esa misma temporada. Luis Enrique comenzó en el calcio también con una derrota y un empate, veamos las similitudes y las diferencias.

El Barca comenzó perdiendo en su inicio de temporada, sí, pero desplegando un buen juego, con muchas ocasiones de gol y sobre todo con una espeluznante ambición. Por el contrario Luis Enrique inició su periplo italiano con la eliminación en la previa de la UEFA ante el Slovan Bratislava, después lo ya comentado, derrota contra el Cagliari. Una única diferencia: la motivación y la ambición. Al equipo romano se le ha visto algo apático en sus primeros pasos de la mano del Lucho.

Luis Enrique
aseguró cuando las cosas marchaban mal que no cambiaría su fútbol, que seguiría jugando igual. Lógicamente, los jugadores del Barca supieron adaptarse perfectamente al juego que “implantó” Guardiola porque estaban acostumbrados gracias a las categorías inferiores y a los ex-entrenadores, en definitiva, a su filosofía. Al asturiano, seguramente le costará mucho más tiempo dado que sus jugadores no llevan los genes de La Masia.

Otra similitud, está quizás algo más equivocada para el técnico romano fue la de utilizar a sus jugadores de confianza. Pep sorprendió a muchos con la inclusión en los once titulares de “niños” como Busquets y Pedrito. Ahora los dos son campeones del mundo. Luis Enrique tiró de sus fichajes: Stekelenburg, Angel, Heinze, Pjanic, Bojan además de Osvaldo. Demasiados jugadores nuevos.

Vamos con los hechos: como ya expliqué antes, la paciencia que tuvieron en can barca les valió de algo porque al final las cuentas salieron y todas cuadraron perfectas. Paciencia que seguramente no tengan en la capital italiana. A favor: que sus jugadores, o al menos los fichajes más importantes, están con él. En contra: que el juego que lleva como bandera y por el cual le han fichado, todavía está por aparecer.

Los resultados son los siguientes: las derrotas ya mencionadas contra el Bratislava y el Cagliari, desde entonces, ninguna derrota. Dos empates, uno de ellos con el Inter de Milán, y dos victorias contra Parma y Atalanta. Con cinco jornadas disputadas la cosa ya no se vislumbra tan negra como la prensa italiana preveía. Se encuentran en séptima posición pero a tres puntos del líder.

Analizados los casos, las similitudes son más aparentes que las contras entre estos dos entrenadores y sus inicios de temporada. Lo que transmiten a sus jugadores, y no sólo del juego estoy hablando, es bastante similar aunque cada uno a su modo. Si me aventurará diría que a Luis Enrique le quedan muchos años al frente de la Roma, pero la experiencia de entrenadores españoles en ligas extranjeras, me hace ser cauto.

Tags: , , ,
Artículos recomendados


5 comentarios en el artículo

  1. Rubén Herrera

    Es muy pronto para compararles. Pero está claro que puede existir alguna similitud. El juego que intenta implantar Luis Enrique es el del toque, el mismo que el Barça. Pero el mayor problema es que tú mismo comentas: el juego mostrado hasta ahora. El Barça ya jugaba muy similar al Barça que conocemos. En cambio, La Roma deja que desear, con un escaso dinamismo y comprensión entre los jugadores…

    Todavía es pronto. Está claro que La Roma irá a más. Pero, vuelvo a indagar en ello, para compararles habría que esperar a final de temporada y hacer un análisis de la interrelación entre lo conseguido y los objetivos previamente marcados.

  2. Antonio Acuña

    Estoy de acuerdo con que es pronto para comparar a los dos entrenadores, además esos es odioso. Las únicas comparaciones a las que hago referencia es a como plantearon sus inicios en sus nuevos equipos (como bien dice el título).

    Las conclusiones son bastante claras: cada uno tiró de lo que tenía, Guardiola de la cantera y Luis Enrique de sus fichajes. Los dos comenzaron regular. Pero los dos vienen del mismo sitio y eso es lo único que podremos despejar en un futuro.

    Gracias por la lectura y por el comentario ;)

  3. Fernando

    Creo que mucho más trabajo va a tener Luís Enrique que Guardiola. El Barça que cogió Pep no estaba en su mejor momento pero venía de ganar ligas y una Champions jugando bien en la era Frank Rijkaard. Por supuesto que Guardiola cambió cosas, eliminó vicios, reestructuró las cosas y a partir de ahí el equipo ha ido subiendo pero Luís Enrique tiene que introducir una filosofía completa de fútbol en un campeonato como el Calcio…no es tarea fácil!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Enlaces a esta entrada

  1. Bitacoras.com 14 octubre 2011
  2. Serie A: La Roma sigue sin jugar a nada 27 octubre 2011

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información