21 enero 2012 Baloncesto

Ray Allen, Paul Pierce y Kevin Garnett

Tras la retirada de Larry Bird en 1992, los Boston Celtics iniciaron una etapa de declive, habitual por otra parte en los equipos de la NBA que pierden una estrella de tal calibre. Esta etapa de decadencia terminó, muchos años después, no cuando los Celtics volvieron a alcanzar los playoffs después de muchos años, ni cuando eran candidatos, sino cuando volvieron a ser los auténticos favoritos al anillo.

Hablamos de la temporada 2007/08, cuando se unieron a Paul Pierce en los Celtics dos estrellas de la liga, Kevin Garnett y Ray Allen, formando el llamado Big Three. Aquel equipo, perfectamente complementado con Rondo y Perkins, y con veteranos como Posey o Brown en el banquillo, consiguió el objetivo y ganaron las finales de la NBA. Pero esta formula ganadora parece que ahora se está agotando.


El Big Three de los Celtics tenía un pequeño gran incoveniente. Tanto Pierce como los dos recién llegados, Garnett y Allen, eran ya jugadores veteranos y su ocaso estaba cerca. Ya se sabía que el movimiento era a corto plazo, dio sus frutos (un anillo, una final de la NBA y dos semifinales de conferencia) pero a estas alturas parece agotado, y eso que Rajon Rondo ha superado las expectativas y se ha convertido en un líder natural y en uno de los mejores bases de la liga.

La poción mágica se ha acabado. Nada más hay que mirar la clasificación y ver como, ahora mismo, con un cuarto de temporada regular disputado aproximadamente, los Celtics tienen un balance negativo (5 victorias y 9 derrotas) y están fuera de los puestos de playoffs. Lo lógico es que, con el paso de los partidos, el equipo de Boston se cuele entre los 8 mejores pero, ¿se imaginan estos Celtics fuera de la lucha por el anillo?

En Boston no quieren ni pensar en esa posibilidad, aunque son conscientes de que el equipo necesita un cambio si no quieren volver a caer en otra oscura era como durante la década de los 90. De ahí a que Danny Ainge, el manager de este equipo, se esté planteando romper de una vez el Big Three y buscar un traspaso que rejuvenezca una de las plantillas más veteranas de la liga y cuyo trío de estrellas supera de largo la treintena.

Mover a alguna de las estrellas en declive y traer un jugador joven o contrastado, siempre y cuando algún equipo pique en el traspaso, liberar salarios a final de la temporada … A pesar de que llevamos muy pocos partidos y de que, repito, es probable que los Celtics remonten el vuelo, toca ya pensar en la temporada que viene y rodear a Rajon Rondo de nuevos, jóvenes y sobre todo buenos jugadores para mantener en lo más alto al equipo más laureado de la NBA.

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 21 enero 2012
  2. NBA Playoffs 2012: Miami Heat elimina a los Celtics y jugarán la gran final 10 junio 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *