20 marzo 2013 Ciclismo

Radioshack dejará de patrocinar a su equipo ciclista

La empresa estadounidense RadioShack Corporation llegó al mundo del ciclismo de la mano de Lance Armstrong, cuando el tejano decidió hacer su propio equipo allá por el año 2009. Más tarde, ya después de la retirada definitiva del ciclista norteamericano, Radioshack se fusionó con Leopard-Trek, el equipo que habían creado un año antes los hermanos Schleck, Frank y Andy.

Aquella fusión se esperaba que fuese de lo más fructífera pero en honor a la verdad hay que decir que fue un auténtico fracaso, y lo sería aún más de no ser por Cancellara, Fuglsang o Nizzolo, que sumaron algunas victorias. Por eso, y por otros muchos motivos que ahora desgranaremos brevemente, la empresa Radioshack ya ha anunciado que dejará el patrocinio del equipo ciclista. Es decir, que cuando acabe esta temporada saldrá pitando del mundo del ciclismo.

A Radioshack no le han ido nada bien las cosas desde que llegó al mundo del ciclismo. Lo hizo como dijimos de la mano de Lance Armstrong, el ciclista que más tarde confesó haber ganado sus siete Tours de Francia bajo el dopaje. Armstrong confesó debido a las declaraciones de sus ex-compañeros, muchos de los cuales estaban en las filas del Radioshack.

En Radioshack también estaba el belga Johan Bruyneel, el director de Lance Armstrong durante su tiránica dinastía en el Tour de Francia, que inmediatamente pasó a ser investigado y tuvo que ser apartado del equipo. Para colmo de males, el año pasado hubo un positivo dentro del equipo, el de Frank Schleck, uno de los hombres más importantes y además en una de las carreras más importantes, el Tour de Francia.

Y todavía falta por hablar del problema de Andy Schleck. Un Andy que no se le vio nada antes del Tour de 2012, que se lesionó de gravedad y ya no se le vio más en el resto del año, y que aún está por ver en este 2013. Lleva prácticamente un año sin acabar una carrera, exceptuando claro está el GP de Camaiore que es la única carrera que ha terminado en más de 300 días. Un espejismo.

En esta meteórica cuesta abajo que ha tomado la carrera deportiva de este chico han tomado protagonismo el alcohol y la falta de profesionalidad. Se le ha acusado de no entrenar y de abusar de las copas, de haber sido pillado ebrio en más de una ocasión. Y lo ha hecho nada menos que su director, Flavio Becca. La única forma que encuentra el ciclista de 27 años de defenderse es hablando, porque con sus actuaciones en la carretera termina dando la razón a los que le acusan de.

Así pues, como pueden ver, el panorama dentro del equipo es desalentador. Nada ha funcionado, como indica la marca americana, unido a los escándalos de dopaje y unido a la mala situación económica por la que pasa, así que no queda otra que salir pitando del mundo del ciclismo, por la puerta de atrás, de forma muy diferente a la que llegó.

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Trek tomará el relevo de Radioshack – Leopard para 2014 5 julio 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *